jueves, 13 de octubre de 2011

¿Qué opina el profesorado sobre la Escuela 2.0?

En respuesta al Artículo “¿Qué opina el profesorado sobre la Escuela 2.0?” de Jordi Adell Escuela 2.0: ya te lo dije, Zapatero

• No hay una visión homogénea del profesorado ante las TIC y la Escuela 2.0.
No todo el profesorado es apasionado de las TIC, Escuela 20 llegó en un mal momento de crisis, partiendo del proyecto de Aragón apadrinada por Eva Almunia y no se ha hecho justicia con José Antonio Blesa y sus antecesores. No nos acordamos de Aldea Digital
• Existe variabilidad y diferencias significativas entre Comunidades Autónomas y Etapas (Primaria y Secundaria).
Claro, depende del color político, se ha tirado a un lado o a otro. El éxito vendrá cuando se despolitice la Educación y se ponga en manos de sabios veteranos expertos docentes.
• Mejores valoraciones hacia Escuela 2.0 del profesorado de Primaria que del de Secundaria.
El profesorado de secundaria en más conformista, asume retos de manera más conformista que en secundaria que se es más crítico y quizás menos comprometidos con estos proyectos.
• Hay mucha tecnología en las aulas, pero no está lograda la plena disponibilidad… y se reclama más.
En mi opinión falta más compromiso, en primer lugar, soy partidario que se monten las cosas bien, buenas redes, buenas conectividades, buenos servidores, más coordinación entre las comunidades autónomas. Las cosas se han montado por fases y no siempre de la forma más correcta.
• Se usan las TIC pero hay poca innovación didáctica.
Claro que se usan poco, primero se está cargado al profesorado equipos directivos de burocracia, hay otros problemas, todo no es TIC, innovación la hay pero está en el lado oscuro, las mejores innovaciones a veces quedan en las aulas, aisladas del mundo exterior
• El profesorado tiene una visión positiva hacia los efectos de las TIC.
Si pero en algunos momentos se ha enfadado por la manera de implantarlas por parte de la administración. El profesorado es inteligente y sabe que las NNTT sigue una marcha imparable.
• A pesar de la abundancia de TIC, el libro de texto y la pizarra tradicional son los recursos más empleados diariamente.
Claro, si el videoproyector no está colgado de forma correcta, la pizarra se descalibra fácilmente, la conectividad no es la mejor posible, hace que el profesorado siga con sus tradiciones y muy pocos usen las Nuevas Tecnologías, evitando el ridículo ante sus alumnos y el plan B imprescindible con las TIC.
• El coordinador TIC es necesario.
Y los profesores dde apoyos, la formación, los técnicos, el profesorado y equipos directivos comprometidos... las familias informadas y porque no formadas.
• El profesorado cree que tiene formación suficiente, pero demanda más.
Nunca acabaremos de formarnos, existen otras vías de formarnos como la autoformación, tutoriales, formación on line, plataformas...
• El profesorado es crítico con la política formativa en TIC de su comunidad, que considera entre “regular y aceptable”.
El error es el de siempre, hay que preguntar, escuchar al profesorado y no imponer las formaciones, estas deben surgir de la necesidad de las comunidades educativas y del profesorado.
• El profesorado quiere recursos online libres y compartidos.
Bien, hay muchos recursos en la red, hay que dedicar tiempo a seleccionarlos y probar los que me sirven para mis clases y llegar a crear nuestros propios contenidos, pero ello requiere tiempo y sacrificio. Quizás lo queremos el profesorado es que la gente se coordine y como dije anteriormente las comunidades autónomas que se pongan descuerdo y no desarrollen lo mismo gastando diferentes presupuestos.
No hay “visión”: El profesorado dice que le falta información sobre objetivos y características del proyecto Escuela 2.0.
¿no seremos un tanto cómodos? En Aragón podemos ver estas webs:

http://www.catedu.es/webcatedu/
http://www.catedu.es/Escuela20_Primaria/
http://catedu.es/Pizarra_Secundaria/

En cuanto a los comentarios de quién hay que votar, respeto la libertad de cada persona para hacerlo y no se me ocurrirá aconsejar a nadie lo que debe hacer.